Máscaras

 

Hay personas que viven tan preocupadas por mostrarse conforme a los criterios que corresponden al ideal que forjaron de ellas mismas que terminan por no conocerse en realidad; desconocen sus debilidades y niegan sus errores descargando todo el peso de su condena a las debilidades y errores ajenos. Viven fraccionados, escindidos… aparentan por fuera lo que por dentro no se termina de abrazar y vivir. Falta congruencia entre lo visible o externo y lo invisible o interno.

 

Es preferible ser auténtico, sincero, sin doblez, mostrarse como se es…   que falsear una imagen que no somos. Nos dividimos, nos fraccionamos, nos rompemos.. perdemos la unidad.

 

La verdad es que, aunque no nos demos cuenta, vivimos eligiendo… decidimos si ayudamos o no, amamos o no, perdonamos o no; si no nos ve nadie, si no nos agradecen, si no somos tenidos en cuenta… haríamos las mismas cosas?  en definitiva… expresamos con nuestras actitudes lo que abunda en nuestro interior.

 

Graciela Goñi

Acompañante Espiritual

Centro de Espiritualidad Santa María