La vida es más fuerte

 

Todos deseamos la vida, esto es lo que siempre imploramos, salud, éxito, prosperidad…: siempre hay vida, aún en la desolación más profunda; el bien nunca es derrotado, aunque los hombres podamos crucificarlo y asesinarlo. Creer esto, saber que el dolor y el mal no tienen nunca la palabra definitiva, eso es vivir en la fe.

 

Siempre y todos sufrimos adversidades, miedos, agresiones; en medio de ese camino oscuro vivir firmes, seguros, esperanzados, con confianza porque sabemos que eso no es para siempre, que sacaremos de ese momento alguna enseñanza, que, por el contrario nos fortalece y nos proporciona un carácter más aguerrido. Vivir en la confianza de saber que siempre la vida es más fuerte. Eso es vivir con fe.

 

Graciela Goñi

Acompañante Espiritual

Centro de Espiritualidad Santa María