Reunión plenaria del Inspector Jefe Regional de DIPREGEP con directores de Escuelas Primarias de Gestión Privada de la Región 24

En el día de la fecha, el Inspector Jefe Regional de DIPREGEP, Prof. Javier Morales, se reunió con los directores de las escuelas primarias pertenecientes a Gestión Privada de la Región 24 a fin de informar, entre otras cuestiones, los cambios producidos en la calificación de los alumnos que cursan este Nivel educativo.

Cabe destacar que el sentido que posee la evaluación como parte constitutiva del proceso de enseñanza y el proceso de aprendizaje no ha variado, como así tampoco se ha derogado la Resolución 1057/14 “Régimen Académico para el Nivel Primario”, solo se han realizado algunas modificaciones del Capítulo VI de la citada resolución que reglamenta la evaluación, la acreditación, la calificación y la promoción de alumnos por el Nivel.

Este cambio se produjo por una necesidad expresada por los directores de las escuelas de Gestión Estatal en un relevamiento realizado a principios de este año y por el Consejo Consultivo que representa a las escuelas de Gestión Privada ante el Nivel Central de Educación.

La variante que se establece en relación a la calificación de alumnos, reglamentada por Resolución 197/16, incorpora dos categorías en el Primer Ciclo quedando de la siguiente manera: Desaprobado, Regular, Bueno, Muy Bueno y Sobresaliente (los dos primeros conceptos se refieren a las categorías de ‘desaprobado’, las restantes para el ‘aprobado’). En el Segundo Ciclo se incorporan el 1, el 2 y el 3 a la escala de calificaciones que llega hasta el 10 conformando así una escala completa de dígitos compuesta por números enteros (se desaprueba con la escala numérica que va desde el 1 al 6).

Seguimos pensando en la trayectoria escolar de cada uno de los niños que transcurren por el Nivel Primario, seguimos pensando en implementar más y mejores estrategias para que todos los alumnos aprendan, seguimos pensando en reformular las prácticas para darle que aquello alumnos que poseen dificultades participen de una experiencia de enseñanza que le permitan adquirir aprendizajes significativos.

Así pensado el acto educativo – y la evaluación como parte de ese acto – el sentido de la calificación (aún con los ‘tan comentados’ aplazos) solo se constituye como necesidad para valorar aquello que se aprendió (o no) a fin de comunicar ese juicio de valor, comunicar juicios responsables acerca de la trayectoria escolar de cada alumno.SAM_0043