Lesia Paliuk sobreviviente de la tragedia nuclear de Chernobyl le dijo a FM 90: “todo lo que alli sucedió es irreversible, los gobiernos deben tomar conciencia de que cuando ocurre una reacción nuclear desmedida el suelo no se puede habitar nunca mas, la tierra queda contaminada, como el agua y el aire, alli no se puede vivir mas”.

Lesia Paliuk – Pte. ORANTA (www.oranta.org.ar) Asociación Civil de Migrantes y Refugiados de Europa Oriental, sobreviviente de la tragedia de Chernobyl dialogó esta tarde con nosotros acerca de lo que vivió el 26 de abril de 1986 cuando explosionó un reactor nuclear.

Expresó que están muy atentos a los que están pasando los Japoneses porque “ellos están viviendo lo mismo que nosotros hace 25 años”.

Lexia nos contó que toda la población de Ucrania sufrió y sufre la consecuencia de la explosión porque pasando los años todo el país quedó afectado y la contaminación de la tierra continua hasta hoy, “yo tenia 26 años, y en esa época el gobierno Soviético no nos dio información, el accidente ocurrió el 26 de abril y yo me enteré el 5 de mayo, esa cantidad de dias agravaron la salud de la población, por eso hubo muchos decesos que se podrían haber evitado”.

Dijo que al enterarse la gente se asustó, entro en pánico, se desplazaron lo mas lejos posible y llevaron a sus hijos a lugares seguros para salvarlos, “los bomberos y la policía arrojaba agua, limpiaba todos los hogares hasta el 2do piso para que no quedaran restos de radiación, pero era tarde, por eso es bueno que los gobiernos informen sobre como actuar ante un caso de este tipo, porque eso es lo mas grave”.

Acerca de las lesiones sufridas por la radiación expresó que su cuerpo perdió fuerza, sintió fatigas, nauseas “en Argentina nos sentimos mucho mejor porque la comida es sana y el clima también y eso permitió que nuestro cuerpo se recuperara lentamente, pero muchos de mis compatriotas sufren cáncer y otras enfermedades y deben ser asistidos permanentemente por médicos especializados por lo menos una vez por año”.

Lexia dijo que les constó mucho insertarse en la sociedad Argentina porque si bien nuestro país fue el único que les abrió las puertas, no les dio oportunidad de aprender el idioma, darles trabajo ni albergue hasta hoy lo que los obligó a crear la fundación que ella preside, “la nube pasa desapercibida, no se ve, pero unos días después del accidente empezamos a ver como las flores se marchitaban, algunas florecían antes de tiempo de forma mas brillante, los animales tenían comportamientos extraños, el cielo tenia otro color, la verdad realmente sobrevivimos, todos los Ucranianos somos sobrevivientes porque hay un antes y un después de Chernobyl, somos otras personas, todo lo que alli sucedió es irreversible, los gobiernos deben tomar conciencia de que cuando ocurre una reacción nuclear desmedida el suelo no se puede habitar nunca mas, la tierra queda contaminada, como el agua y el aire, alli no se puede vivir más”.