Disfruta de la paz

Vive este día en paz, acepta con calma las cosas tal como son y trabaja diligentemente para hacer con ello lo que desees.

Dirígete con tranquilidad hacia los demás y serás tú quien sientas más paz.

Ten el coraje y la fortaleza de dedicar algo de tiempo a permanecer en silencio y contemplación.

Deja de lado el temor y la culpa, reemplázalo por amabilidad y perdón.

En lugar de preocuparte por lo que pueda causar más impresión o ser más conveniente, pon tu energía en hacer lo correcto.

Utiliza tu sentido común como una herramienta para edificar tu propio carácter y no como un arma para derrotar a los demás.

Aquellas cosas que generalmente te molestan, déjalas pasar.

Maravíllate con la belleza del mundo en el que vives.

Deja de correr frenéticamente, no sirve de nada.

Haz que tus esfuerzos sean medidos y definidos, los resultados serán indiscutiblemente maravillosos.

Decide vivir este día en paz. Siente cuán energizante puede resultar. Estando en  paz uno se fortalece. Estando en paz se gana en efectividad, sentido y determinación.

Experimenta hoy la potencia enorme de estar en paz y comprenderás lo increíblemente fértil que la vida puede ser.

Gabriel Sandler