Carta despedida del Inspector Jefe Regional de Educación de Gestión Privada – Región 24 Javier Morales


Quiero informarles que a partir de hoy, por decisión política, ya no soy Inspector Jefe de la Región 24 de la Dirección de Educación de Gestión Privada.
Ha transcurrido un poco más de cuatro años de mi gestión como jefe regional, tiempo suficiente para conformar un equipo de trabajo con el mismo lenguaje y las mismas metas: generar las mejores condiciones institucionales para que todos nuestros estudiantes puedan aprender, para que todos nuestros alumnos y alumnas puedan participar de experiencias de aprendizaje pluralistas, que les permitan comprender el mundo, entenderlo y modificarlo en pos de sus intereses y los intereses de su comunidad. La inclusión ha sido un eje de mi gestión y siento que hemos trabajado mucho para que sucediera en cada una de las aulas de nuestra región.
Quiero despedirme, en primer lugar, de cada una de las instituciones y personas que conforman el ámbito de esta labor: entidades propietarias, representantes legales, equipos de conducción, docentes, auxiliares, familias y sobre todo… de los alumnos. Llegué a conocer cada escuela de la región… sus deseos… sus preocupaciones… sus anhelos… que en algún punto fueron los míos porque compartimos un claro y único objetivo: acompañar las trayectorias escolares de nuestros estudiantes.
¡Gracias por su cálido recibimiento en cada visita, en cada encuentro abc que convocó a padres, docentes y estudiantes! ¡Gracias porque con sus aportes, sus acuerdos y desacuerdos también formaron parte del trabajo y de las propuestas de esta Jefatura!
A las Asociaciones de Escuelas Privadas, el Sindicato y el Consejo Consultivo por permitirme trabajar de manera coordinada y en un clima de cordialidad, pero con firmeza pensando en las mejores condiciones institucionales para las escuelas y en la revalorización de los derechos de los trabajadores de la educación… por sus derechos, que son los mismos derechos que los míos.
A mí equipo de la Jefatura: secretaria, inspectores, órdenes técnicos, auxiliares… hemos trabajado incansablemente, sabemos de las situaciones de las escuelas, hemos pensado las mejores trayectorias para sus alumnos, hemos sido ordenados en las tareas administrativas y financieras que el trabajo en la Gestión Privada requiere, sin dejar de lado la mirada pedagógica que es la razón de ser de nuestra profesión: somos maestros que enseñamos desde el lugar de la gestión que nos convoca a cada uno.
A Sonia, la secretaria de Jefatura, como yo la defino: «la jefa operativa de la región», mi compañera, mi incondicional compañera… la «partícipe necesaria» para que todo funcione casi a la perfección…
A los inspectores: Mariela, Luis, Patricia y Viviana… un grupo reducido que supervisa la educación en los tres niveles y que conforman la jefatura con la grandeza de sus nobles convicciones y dejan marcas en cada intervención que realizan… He aprendido con cada uno de ustedes, han sido la acción de la jefatura, trabajando sin descanso con un compromiso que emociona y que hace que los admire. ¡Gracias, muchas gracias!
A Gabriela y Mariela, porque cada una con sus distintos dones y tareas son una pieza fundamental en el día a día de las actividades de la oficina.
A Rosario, a Rocío y a todas las auxiliares, cada una desde su lugar aportando a este grupo de trabajo.
A mis compañeros Inspectores de Gestión Estatal de todos los distritos de la región; a todos los que estuvieron y a los que están… siempre aportando una voz autorizada y pensando la gestión desde un trabajo que solo funciona bien cuando se realiza de manera colectiva, concibiendo a la educación como un derecho público, más allá de la gestión a la que pertenecemos.
A los intendentes y funcionarios municipales de cada distrito con los que he podido trabajar mancomunadamente más allá de las ideologías.
Hoy me miro y me sigo percibiendo como maestro… con mi guardapolvo blanco en alguna escuela del centro de Saladillo o en alguna escuela rural… así me sentí durante este tiempo… nunca dejé de ser el de guardapolvo blanco… el que cree que la educación es la mejor; y por qué no, la única herramienta para la libertad de los pueblos. Una herramienta que permite la inclusión de todos, en una sociedad desigual; una herramienta que crea destinos ciertos en este mundo de incertidumbres…
Hoy, la Región 24 tiene como Jefa Regional a la profesora Mariela Oliverio… le deseo la mejor gestión que, sin dudas, ella podrá generar.
Gracias a TODOS… me he sentido acompañado por cada uno de ustedes. Seguiré mi labor como Inspector de Nivel Primario de Gestión Privada… Continuaré con mis convicciones y mi trabajo sostenido con cada equipo directivo pensando en las mejores prácticas de enseñanza que permitan que todos nuestros alumnos aprendan, que todos nuestros alumnos puedan participar de experiencias de aprendizaje que los incluya, que los tengan como protagonistas únicos de aquello que tanto nos gusta hacer: enseñar.
¡GRACIAS A TODOS!
Prof. Javier O. Morales