Si necesitas ayuda para vivir este día…

Cuando nada sale bien. Cuando te preguntas qué males has hecho para merecer este castigo. Cuando el día por entero es un desastre y sólo pides un poco de serenidad. Cuando lo que te sobra son las preocupaciones y lo que falta es algo por lo cual sonreír. Cuando unas pocas horas de tranquilidad serían casi como unas vacaciones. Cuando comienzas a dudar que haya algo deseable en el futuro…

En un momento así basta con recordar:

Todo terminará bien, de veras. Llegarás al final del día, aunque sea paso a paso. A veces hace falta ser paciente, fuerte y valeroso. Si no sabes cómo, hallarás la manera en el trayecto. Aférrate a tus esperanzas como si fueran el camino a seguir o una canción que te gusta canturrear.

Porque, si aún tienes esperanzas, lo tienes todo.

Collin McCarty