Aprobado por unanimidad el Presupuesto del año 2023, no así, el aumento de tasas.

Por más de cinco horas, el día martes 27 de diciembre, se realizó la última sesión del año, sesión extraordinaria decisiva que comenzó con votación de las tasas municipales, en donde participaron y se expresaron los mayores contribuyentes representados por ambos bloques y finalmente, se trató el Presupuesto de recursos y gastos que pauta el ejecutivo para el año 2023.

Respecto del presupuesto presentado, desde el Bloque del Frente de Todos, se realizaron algunas intervenciones en cuanto a la distribución de los gastos y sugerencias de áreas que deberían ser fortalecidas con aportes desde el Estado. Finalmente se acompañó la propuesta del oficialismo y fue aprobado por unanimidad.

En cuanto a la propuesta sobre el aumento de Tasas, desde el Bloque opositor manifestaron disconformidad, fundamentalmente por considerarse un incremento brusco que puede afectar significativamente la economía de los contribuyentes.

A continuación un extracto de lo que fue el “Despacho por la minoría respecto a la propuesta de una nueva Ordenanza Impositiva 2023”, mediante el cual se enuncian algunos de los argumentos considerados para la NO APROBACIÓN del aumento de tasas y las sugerencias del Bloque del Frente de Todos.

La cobrabilidad en el rubro TASAS viene cayendo sostenidamente, en el año 2017 el índice de cobrabilidad fue de 82,33% mientras que en el año 2018 fue 75,27%, y en el 2019 del 73,79, actualmente y desde el 2020 rige un Plan de Regularización de deuda, sin embargo, apenas se logra alcanzar el 60% de cobrabilidad para servicios urbanos y sanitarios en la ciudad cabecera y un 80% en la Red Vial.

Por otra parte, otro de los indicadores más fuertes en la determinación de un vecino para cumplir con su obligación de contribuyente es la contraprestación recibida. Conocemos la disconformidad de sectores de la población respecto a servicios urbanos y sanitarios según los barrios, y tipo de servicio.

Consideramos que, no es en este contexto recomendable apelar al aumento excesivo del monto de las tasas, sino implementar una política de recaudación que estimule y promueva el pago regular sin afectar la capacidad de pago. Sabemos de la necesidad de reajuste de tasas, entendiendo que el estado municipal necesita de recursos que le permitan dar respuestas a las múltiples demandas de la administración. Pero también debemos atender que los ingresos de los contribuyentes no se ajustan al 1 de enero de 2023, sino que dependen de los convenios de las paritarias de cada sector. Por lo que como lo propusimos en años anteriores, este año reiteramos que la readecuación de tasas y contribuciones en general debe realizarse por tramos, y así lo hemos manifestado. Proponemos alternativas a esta propuesta, siendo la primera de ellas, un incremento promedio del 30 % a partir del 1 de enero de 2023 con reajustes trimestrales o cuatrimestrales del 15 %, 15% y 10 % no acumulativos, lo que significa un aumento promedio anual del 70 %. La segunda alternativa, un incremento del 48 % a partir del 1 de enero del 2023, y llamar a Asamblea de concejales y Mayores Contribuyentes si la inflación superara este porcentaje.