Transformación

Que la noche deja lugar al día, el otoño a la primavera, la niñez a la adolescencia y ésta, a la madurez, o las nubes al sol, son hechos que tienes suficientemente claros. Aunque por ser tan obvios y cotidianos, los tomas con tanta naturalidad que ni siquiera valoras la maravilla de su existencia.

El gusano de seda muere para dar lugar al nacimiento de la mariposa. Seres que vivieron hace millones de años mueven hoy autos, barcos y aviones a través del petróleo, refinado y convertido a su vez en combustible. Estas otras transformaciones, no por menos conocidas, las tienes de todas maneras más olvidadas aún que las primeras.

¿Y qué hay de ti y de tu entorno? ¿Cómo se han transformado él y tú en los últimos meses; en los últimos años? ¿Te has dado cuenta, has tomado conciencia? Solemos no enterarnos, solemos quedarnos atados a un pasado que ya no es, que ya no está, que se ha ido. Abre tus ojos y atrévete a modificar actitudes, comportamientos y estilos, porque tu transformación interna y la de aquello que te rodea ya ha ocurrido.

Gabriel Sandler