Walter Abarca: “Hasta que la justicia no demuestre lo contrario yo confío en el vicepresidente de la Nación”

El diputado provincial, Walter Abarca, dialogo ayer con los medios en la Plaza Perón, donde se le brindó un homenaje al ex presidente a 40 años de su muerte, sobre la situación del actual vicepresidente de la Nación, Amado Boudou, y sobre la posible candidatura a presidente de Daniel Scioli en 2015.

“Magnetto es la principal expresión del lovie de los poderes económicos en Argentina, Magnetto fue a apretar a Néstor Kirchner para que Cristina no fuera presidente, Magnetto fue a apretar a Kirchner para que le entregara Telecom, para que no se sancionara la ley de medios. Creo que aquel candidato que pretenda ser presidente llegando de las manos de Magnetto después va a estar condicionado”, comentó Abarca.

“Magnetto expresa a los poderes concentrados en Argentina y si Scioli, que deberá participar en una interna del Frente Para la Victoria para ser presidente, gana no lo acompañare porque no me representa. Si gana será el candidato del FPV pero no el de Walter Abarca, voy a votar al candidato Julián Domínguez”, agregó.

En cuanto al caso Boudou, el diputado dijo que la justicia debería ampliar y evaluar con independencia. “Yo creo y confió en Boudou, creo que aquí hay una gran maniobra que tiene que ver con otra de las actitudes de los grupos concentrados. Quienes pretendían quedarse con la empresa Ccicone hoy no se pueden quedar”, expresó.

“Yo no creo que haya silencio por parte del gobierno, cuando un dirigente opina dicen que se mete presión y cuando no lo hacen dicen que hay silencio. Hasta que la justicia no demuestre lo contrario yo confío en el vicepresidente de la Nación”, añadió.

Por último, el presidente del Partido Justicialista en nuestra ciudad, opinó sobre el gobierno de Carlos Gorosito: “Opino lo mismo que vengo opinando desde hace 10 o 15 años, creo que la crítica fundamental que le hemos hecho a su gobierno es que es un gobierno de Gorosito precisamente y no del pueblo de Saladillo, hay falta de participación, la toma de decisiones y pensar una ciudad en la cabeza de un solo hombre creo que es la principal crítica”.

 

Walter Abarca