Trabajo solidario en la Unidad N° 30 de Alvear

En la sede del Centro de Formación Profesional N° 407, que funciona en la Unidad Penitenciaria N° 30 de General Alvear, se está desarrollando con mucho éxito un curso de camisero, a cargo de la instructora Zulema Restagno. En este espacio los detenidos realizan camisas y pantalones con retazos de telas donadas por la empresa COMASA.
Su instructora comentó que comenzó a trabajar en la cárcel en 2003, “si bien yo ya era instructora en el Centro Profesional, trabajar con alumnos que se encuentran dentro de una Unidad Penitenciaria cumpliendo una condena, para mi es una experiencia muy buena ya que de ellos he aprendido mucho. Son muy trabajadores y colaboradores, debo resaltar su desempeño”.
Las telas que reciben en su mayoría se adaptan mejor a la confección de pantalones, por esta razón la mayor parte de las piezas son de ese tipo. Una vez terminadas las prendas, son donadas a Cáritas, al
Comedor Madre Teresa de Villa Barreiro y a una Escuela del Barrio San Antonio de Alvear.
“Cuando comencé a conseguir la tela donada y surgió la posibilidad de realizar prendas para Cáritas hubo un cambio muy positivo en el grupo”, destacó Titina, que es como todos llaman a. Zulema.
Daniel, uno de los alumnos me comentó: “estamos muy conformes por el aprendizaje que adquirimos, además de sentirnos muy útiles en realizar ropa que luego se dona a quienes más lo necesitan”.
En el taller se realizan los moldes, el corte, el ensamblado y la costura. Son un total de 17 alumnos que concurren los lunes, martes y miércoles a trabajar solidariamente.
Una vez más la Jefatura de la Unidad N° 30 a cargo de Manuel Guebara junto al subdirector del área Asistencia y Tratamiento, Juan Pablo Belochi, acompañan permanentemente el desarrollo de este tipo de emprendimientos que incentivan a las personas privadas de libertad a adquirir herramientas que les serán útiles para un futuro laboral en libertad.

140724 U30- Camisero